sábado, 16 de marzo de 2013

Alcàsser. El forense Verdú y las manos que desaparecen.







"Arqueólogos en Jacob's Ford, en Israel, han desenterrado una gran tumba llena con los esqueletos de los guerreros que tomaron parte en una gran batalla. Una batalla épica, librada en 1179 (hace 834 años). Cruzados contra musulmanes."

¿En qué estado de conservación estaban esos esqueletos?

Fijaos en el brazo derecho. La estructura ósea está intacta. Húmero, cúbito, radio, carpo, metacarpo y falanges. Y estamos hablando de hace 834 años.

Y según uno de los forenses que practicó las primeras autopsias de las niñas, Fernando Verdú Pascual, hay dos manos, la mano derecha de Miriam y la izquierda de Desirée (por no hablar de los dientes) que desaparecen en 75 días. No sólo las partes blandas, sino también los huesos. Como consecuencia de la "putrefacción". Y... ni se pone colorado, ni se lo traga la tierra después de decirlo...








Ese tipo de afirmaciones llevó a D. Fernando García, padre de Miriam, a decir que los forenses mentían. Y tuvo que enfrentarse a una demanda por injurias y calumnias, que él explicaba así:

"Yo después de setenta y cinco días buscando a mi hija me la encuentro en un paraje totalmente inaccesible, enterrada en el monte. Bueno, pues cuando le hacen la autopsia, veo los resultados de la autopsia y a mi hija le falta una mano, entera, que no está, no existe, le faltan diecisiete piezas dentarias que no están, no existen, después de haber sacado los cadáveres, haber cernido toda la arena de la fosa, no están. Y cuando yo pregunto a los forenses dónde está la mano de mi hija y los dientes de mi hija me dicen que... que el efecto de la putrefacción es tan... tan caprichoso, que ha desaparecido. Entonces, claro, parece que o te quieren tomar el pelo o se quieren estar cachondeando de ti, después del dolor que estás sintiendo de que en esa fosa que tú tienes allí, donde está tu hija, no está tu hija. Hay parte de tu hija. Y estás preguntando ¿dónde está la parte de mi hija que falta? ¿Y por qué no está? Pues... eh... llega un momento en que uno dice... "los forenses están mintiendo", porque me están diciendo algo que no es real. Esas son las expresiones de por qué digo yo. Si eso conlleva que yo a esos forenses los he calumniado, pues si eso es una calumnia pues que venga Dios y lo vea..."





Localicé al Dr. Verdú en su blog de la Universidad de Valencia, y no tuve más remedio que escribir un comentario, ya que me resultó bastante sorprendente que firmara un artículo referente a la efectividad del luminol en el revelado de manchas latentes, como herramienta forense a utilizar después de que las ropas manchadas de sangre a consecuencia de un acto violento sean lavadas para tratar de eliminar los vestigios.

Estoy seguro de que no había vestigio alguno ni en las ropas ni en los cuerpos de las niñas de Alcàsser cuando los forenses, entre los cuales se encontraba el Dr. Verdú, procedieron a lavar tanto las ropas como los cuerpos. Pues de haber habido restos de interés criminológico o forense no me cabe duda de que habrían sido cuidadosamente preservados.

Y a los que lo dudaron y además se permitieron realizar duras críticas al respecto se les llevó a juicio. Por ejemplo, a Fernando García Mediano y Juan Ignacio Blanco Durán, que fueron castigados con extrema dureza.

Tal parece que el Dr. Verdú se considera una eminencia en el tema de eliminación de vestigios. De otro modo, no habría asumido la tarea de escribir un artículo al respecto.

Lamentablemente, van a cumplirse cuatro meses desde la fecha en que escribí el post, y sigue pendiente de moderación.







14 comentarios:

Anónimo dijo...

Sencillamente...........demoledor. Me pregunto como podrá dormir tranquilo alguien que ordena o consiente lavar cuerpos y ropas de un cadáver de muerte violenta y sin esclarecer, me muero de rabia.

Anónimo dijo...

¿Se puede saber de dónde salió el tal Boloix este? Es verdad que se dedica a desinformar, sin argumentar, mirándose las uñas constantemente cuando defiende la VO. Esto no tiene desperdicio, ya no sé que pensar, es de traca el forense defendiendo la ausencia de sangrado al arrancar un pezón. ¿Dónde habrá estudiado anatomía? Evidentemente, no se lo cree, no puede defender lo indefendible sin una razón que sólo él sabrá.

Anónimo dijo...

Que asco y vergüenza de profesional corrupto al ígual que el resto responderle eso a un padre que ha sufrido mas que nadie a ver si cuando le pase a el la naturaleza tambien es caprichosa que horror de persona

Anónimo dijo...

No conozco ningún caso de putrefacción caprichosa que afecte a huesos y sobre todo dientes en tan poco tiempo. De hecho, nada en el proceso de putrefacción es caprichoso. Pero mientras las cátedras las ocupen como tronos, así no va.
"Blanca"

N. Nozick dijo...

Por supuesto que la putrefacción no es caprichosa, aunque haya muchos factores que la modifiquen. Pero en esta intervención Verdú intentó transformar la ciencia forense en un proceso aleatorio.
Tu comentario hace pensar que muchas actuaciones y afirmaciones del caso se debieron a incompetencia. Yo, en cambio, creo que hubo otros factores mucho más determinantes. Y que no fue incompetencia. Es imposible que ningún forense en circunstancias normales diga que una mano puede desaparecer completamente por efecto de la putrefacción en 75 días. Por lo tanto, es que las circunstancias no eran normales.

Anónimo dijo...

Está claro que las niñas fueron torturadas y asesinadas en otro lugar (donde a Miriam y a Desirée perdieron una de sus manos y parte de sus dientes) y, posteriormente, trasladadas y enterradas en la fosa donde se las encontró. ¿Por qué se ha señalado a dos falsos culpables? ¿A quiénes se está protegiendo?

Anónimo dijo...

Soledad Donoso, ausencia de mano derecha: alimañas

Miriam García, ausencia de mano derecha: putrefacción

Anabel Segura, ausencia de mano derecha: amputación por parte de los secuestradores para evitar la identificación del cadáver... ¿?

Epífisis distal del radio derecho de una joven en la fosa de La Romana y que no pertenece a ninguna de las tres niñas de Alcasser: ¿?

Supuesto cadáver de Pilar Ruiz (Macastre) hallado en una acequia cercana a Turís, ausencia de mano derecha: amputación llevada a cabo con una sierra por... ¿?, para... ¿?

Alimañas, putrefacción, amputación con una sierra... Haber estudiado para perito.

Hicks dijo...

Muy buen comentario en el blog del Dr. Verdú, Nozick. El problema es que el enlace que adjuntabas ya no funciona. ¿Dónde se puede ver?

Saludos

N. Nozick dijo...

Creo que en ninguna parte. Ha cerrado el blog.

Anónimo dijo...

El no se puede,y el creo,en esta investigación No debería estar “permitido” querido N. Nozick.Un saludo.
1-http://web.archive.org/web/20130101121128/http://fevepa.blogs.uv.es/
2-http://web.archive.org/web/20111218210242/http://scielo.isciii.es/scielo.php?pid=S1135-76062002000200004&script=sci_arttext
Incompetencias y pactos en el cuarto de baño.

N. Nozick dijo...

En definitiva, nunca contestó a mi comentario.

En cuanto al artículo, hay un pdf en esta dirección:

http://justiciaforense.com/material/cursos2012/Cursos%202013/ARCHIVOS%20FORENSES%202/PDF/luminol.pdf

N. Nozick dijo...

Saludos cordiales y gracias por su comentario.

SergioKa dijo...

En el blog de este... de este doctor, faltó poner el aviso " A la primera observación incómoda que me planteen, cierro todo y me marcho".

Anónimo dijo...

Efectivamente nunca contesto,es mas cerro el blog(Efecto de cobardía)Ahora años después.Respecto al Luminol es una clara evidencia de que las cosas no se reconstruyen porque no interesaba.Un saludo Y gracias.