martes, 9 de abril de 2013

Alcàsser. Fernando García y las familias de las niñas.



La angustia que experimentaron las familias de Miriam, Toñi y Desirée aquella noche del 13 de noviembre de 1992, al ver que las niñas no llegaban, es indescriptible.

Juan Ignacio Blanco lo contaba así: "... Bueno, es que, lo que nadie se puede hacer a la idea, es que tú estés en tu casa, con tu mujer y con dos de tus hijos, y llegue la hora de cenar y sean las diez y tu hija no llega... y tu hija no llega. Y son las diez y media y no llega. Y... y son las once menos cuarto y no llega... y empiezas a descolgar el teléfono y a llamar a Desirée... y tampoco ha llegado, y a llamar a Toñi, y no llegan. Y son las doce de la noche y no llegan y..."

Un niño sin padres es huérfano, pero todavía no se ha inventado una palabra que describa lo que es un padre que ha perdido a su hijo... Aunque entonces todavía tenían esperanza.

A la una de la mañana estaba medio pueblo frente al Ayuntamiento... Los familiares, los amigos, todos llamando para preguntar...

Se inicia una batida sin ton ni son, a ciegas, buscando por los alrededores, tirando abajo las puertas de algunos chalés. Mirando canales, huertos, pozos.

Después de pasar una noche que no nos podemos ni imaginar... Fernando García y las madres de Toñi y Desirée fueron a primera hora de la mañana del día siguiente, sábado 14 de noviembre, a denunciar las desapariciones de las niñas. Porque, ya se sabe, justo en las horas cruciales para realizar una investigación en casos de desaparición de menores, la policía o la guardia civil te dicen que esperes 24 horas, que lo mismo vuelven a casa en ese plazo. Sin comentarios...

Fernando García, que se sentía culpable -aunque sin motivo, por supuesto- por no haber llevado a su hija aquella maldita tarde del día 13, se pasó los cuatro días siguientes buscándola por todas partes, hasta que lo trajo de vuelta la Guardia Civil porque llevaba cuatro días sin dormir y sólo se había comido una naranja... La búsqueda se improvisó, porque en lugar de hablar con todos los amigos, parientes, profesores, etc. de las niñas, y sacar las conclusiones adecuadas, no lo hicieron. No hay constancia de que se hablara con un montón de testigos cruciales, otras declaraciones no aparecen en el sumario, y las que aparecen están llenas de contradicciones de las que no queda constancia se investigaran ni contrastaran. En lugar de eso, se pudieron a buscar primero de manera totalmente aleatoria, segundo, a remolque de las instrucciones de cualquier "vidente" chiflado y, finalmente, las fuerzas de orden público pararon. Pararon de tal modo que Fernando se acercaba a ver cómo iba la investigación y se los encontraba jugando a los marcianitos en el ordenador. ¿Alguien sabía ya que las niñas estaban muertas y a quién habría que perseguir oficialmente cuando aparecieran?


---OOO---


Sumario 1/93
FOLIO 606
NÚMERO DE ORDEN: 820/92.-

ATESTADO INSTRUIDO POR DESAPARICIÓN DE TRES CHICAS JÓVENES Don Pedro Huertas Alcaraz (22.349.820), Sargento 1º de la Guardia Civil, Comandante de Puesto de Picassent, perteneciente a la 311ª Comandancia de dicho Cuerpo (Valencia), por medio del presente atestado hace constar:

Que a las 9,40 horas del día catorce de noviembre de 1.992, comparece en esta Casa-Cuartel el que por medio del D.N.I(?), acredita llamarse Fernando GARCÍA MEDIANO, nacido el día 14 de diciembre de 1.951 en Sevilla, casado, industrial, hijo de Fernando y María, vecino de Alcácer (Valencia), calle (?)teléfono (?), denunciando que, su hija MIRIAM GARCÍA IBORRA, con D.N.I. nº 44861277-F, nacida el 28 de julio de 1.978 en Valencia, estudiante, hija de Fernando y Matilde, con el mismo domicilio paterno, a las 19,00 horas del día de ayer 13, salió de su domicilio con el fin de venir junto con otras amigas a la discoteca "COOLOR" de esta localidad de Picassent donde celebraban una fiesta los estudiantes del Instituto de Picassent. Que las otras dos chicas que le acompañaban se llaman una María Deseada y la otra Antonia, vecinas las dos también de Alcácer. Que hasta el momento después de haber salido a la hora citada en el día de ayer no han vuelto a su domicilio ninguna de las tres, desconociendo las causas y su actual paradero. Habiendo hecho gestiones tanto él como los padres de las otras dos chicas, comprobando que no llegaron a estar en la mencionada discoteca ya que en la misma hubieron otras amigas que no les vieron a ninguna de ellas. Habiendo preguntado en casas de amigos y conocidos y nadie da pista del posible paradero de ninguna de las tres. Las que estuvieron a visitar en casa de una amiga de ellas vecina de Alcácer que está enferma a las 20,00 horas de ayer. Donde dijeron que se iban a la indicada discoteca "COOLOR", comentando que irían haciendo AUTO-STOP, ya que no había a esa hora vehículos de transporte público para el traslado.

Preguntado si tiene idea donde pueden haber ido, dice que no.

Preguntado por las señas peculiares de su citada hija, dice que 1,72 de estatura, complexión normal, pelo castaño claro, largo hasta por debajo de los hombros y ondulado, tez blanca, ojos azules, nariz recta, cara un poco alargada; habla en castellano y valenciano; vestía en el momento que salió del domicilio pantalón vaquero azul, camisa blanca y chaqueta vaquera color azul claro, zapatones de color negro. Va indocumentada y sin dinero.

Preguntado si en caso de aparecer su hija sufraga gastos retorno, dice que sí.

Hace entrega de una fotografía de su citada hija para unir a las diligencias.


---OOO---


FOLIO 607
MANIFESTACIÓN DE ROSA ANTONIA FOLCH ROMAGUERA

Por medio del D.N.I(?), acredita llamarse como queda expuesto, nacida el día 2 de mayo de 1.951, casada, ama de casa, hija de Adrián y Antonia, natural y vecina de Alcácer (Valencia), calle(?),teléfono(?), denunciando que su hija llamada María Deseada Hernández Folch, nacida el 17 de febrero de 1.978, hija de Vicente y Rosa Antonia, natural de Alcácer y con el mismo domicilio materno, salió del domicilio sobre las 19,00 horas del día de ayer con dos amigas llamadas una Miriam y la otra Antonia, con el fin de venir a la denominada discoteca "COOLOR" de Picassent, ya que celebraba una fiesta de los estudiantes del Instituto de esta localidad de Picassent. Sin que hasta el momento hayan vuelto a su domicilio ni su hija citada ni las otras dos compañeras salieron con ella, desconociendo el paradero y las causas por las cuales no han vuelto. Que posteriormente han hecho gestiones en casas de familiares y amigos sin que se sepa nada de ellas.

Preguntada por las señas peculiares, dice que de 1,71 de estatura, complexión delgada, pelo castaño, corto con melena corta, liso; lleva pendientes pequeños azules, ojos verdes, nariz un poco chata, cara alargada, tez muy blanca; habla en valenciano; vestía en el momento de salir de su domicilio pantalón vaquero azul claro, una camiseta blanca y una cazadora de piel negra con cremallera, sin recordar el calzado. Va indocumentada y sin dinero.


---OOO---


FOLIO 608
MANIFESTACIÓN DE LUISA RODRÍGUEZ REQUENA

Por medio de D.N.I.(?), acredita llamarse como queda expuesto, nacida el día 13 de febrero de 1.945, casada, ama de casa, hija de Silverio y Antonia, natural de Sabiote (Jaén) y vecina de Alcácer (Valencia), con domicilio en la calle(?), teléfono(?), denunciando que, su hija llamada Antonia Gómez Rodríguez, nacida el día 25 de mayo de 1.977, hija de Fernando y Luisa, natural de Valencia y con el mismo domicilio materno, salió del domicilio citado a las 19,00 horas del día de ayer 13 junto con otras dos amigas Miriam y otra María Deseada, con el objeto de ir a la discoteca denominada "COOLOR" de esta localidad de Picassent, por celebrar una fiesta en la misma para los estudiantes del Instituto de esta localidad de Picassent. Sin que posteriormente hayan vuelto a sus domicilios ni su hija ni ninguna de las otras dos acompañantes, cuya denuncia de desaparición consta en los folios número uno y dos de estas diligencias.

Preguntada si tiene idea donde se pueda encontrar su citada hija, dice que no. Que posteriormente han estado en casas de familiares y amigos y nadie le ha visto después de la hora citada que salió de su domicilio en día de ayer.

Preguntada por las señas peculiares de su mencionada hija, dice, dice que sobre 1,60 de estatura, complexión poco gruesa, pelo oscuro, liso y corto; lleva puestos aros de plata ,ojos marrones, nariz un poco torcida hacia el lado izquierdo, cara ancha, tez blanca; habla valenciano y castellano; en el momento salió del domicilio vestía pantalón vaquero azul claro, suéter cerrado color gris y blanco y botas de ante color amarillas. Va indocumentada y sin dinero (sólo salió con 500 pesetas).

20 comentarios:

galaxis dijo...

Un día me comento alguien que Fernando Garcia no estaba en casa cuando se hizo la llamada...........

N. Nozick dijo...

Si eso fuera cierto lo habrían sacado en todas las revistas, periódicos y reportajes de televisión posibles. Con las ganas que el Sistema le tiene a D. Fernando.

Con ciertos amigos... para qué queremos enemigos.

Pero basta preguntar a quien realmente lo sabe, para que te conteste que sí estaba.

Véase el post "Palos de ciego".

Anónimo dijo...

Creo que lo más importante aquí son las reacciones inmediatas de los testigos que dijeron ver a las niñas esa tarde en puntos concretos de Alcácer y Picassent.

Lo lógico y normal es que se pusieran todos ellos y motu propio en contacto con los padres de las niñas para comunicarles que las habían visto, ¿o no fue realmente así?

N. Nozick dijo...

Me temo que el comportamiento de las amistades, novios y compañeros de las tres niñas en particular y del pueblo en general fue bastante decepcionante. En una localidad tan pequeña como Alcàsser todos se conocen y todo se sabe. Sin embargo, el misterio permanece insoluble tras veinte años y siguen echándose en falta muchos testimonios que habrían sido muy valiosos.

Anónimo dijo...

Se nota q los malditos monstruos q las asesinaron,ya debían andar por la zona a la caza de víctimas. Yo a veces hasta he pensado si no les pondrían como gancho a un chico joven,quizás hijo de alguno de ellos. Desde aquí deseo con todo el corazón q estos asquerosos paguen lo q hicieron muy caro. Ojalá alguien les torturara también a ellos y los tuvieran agonizando días enteros! Menuda justicia tenemos!!! De vergüenza!!! Y lo peor es q estos miserables pueden perfectamente volver a hacer lo mismo! Porque como siguen libres...

Anónimo dijo...

Tengo 42 años. Tenía 21cuando desaparecieron estas niñas. Recuerdo exactamente la primera vez q lo vimos por la tv mi esposo y yo. Y recuerdo como si fuera ayer cuando las encontraron. Cuando otra chica me dijo q las habían encontrado muertas,llorando... Yo me quedé...no daba crédito. Tres niñas y de una vez. Todas las chicas nos quedamos escuchando en un silencio total. He seguido este caso todo lo q he podido,admirando al padre y a Juan Blanco por su dura lucha a contracorriente. Y duele,duele mucho pensar q los malnacidos q hicieron esto siguen respirando,sonriendo,puede que hasta lo hayan vuelto a hacer en otros países... Esas crías hoy serían madres,seguro q gente de bien,tendrían hijos... Desde luego arrebatar una vida es el peor delito posible y cuando se trata de inocentes es tremendo. Sin embargo no creo q esos perros tengan derecho alguno a seguir disfrutando y a haber salido de rositas.

N. Nozick dijo...

Claro que duele, e indigna. La falta de respeto por la vida de esos desalmados, la indiferencia y complicidad del Sistema, la impunidad. Y duele igualmente que dos personas como D. Fernando García y D. Juan Ignacio Blanco puedan pasar a la posteridad como dos chiflados o dos aprovechados, que es como los han tratado de caracterizar los medios de comunicación a partir de 1.997. Esa es la lucha: rehabilitar su memoria, honrar a las niñas y conseguir que los culpables y sus organizaciones paguen con creces por lo que hicieron. ¡Nunca más, ni una niña más!

Anónimo dijo...

Mira por donde ya esta Ricart en la calle... Llego la hora de hacer justicia... La verdadera justicia

Anónimo dijo...

Mi mas sincera admiración a Fernando un padre como el mío que baja al mismísimo infierno por encontrar a su hija me alegro que la vida le haya dado una gran oportunidad con el nacimiento que tuvo de su hija con su actual esposa la vida deberia darle muchas alegrías y felicidad a un padre que paso todo lo que tuvo q pasar por culpa de unos enfermos y degenerados lo peor es que seran hombres de ley y muy correctos que luego hacen estas monstruosidades que pasa que no tienen madres, hermanas...? Hasta cuando???

FRANCHESCA dijo...

Yo creo q Fernando y J.Ignacio ivan x el camino correcto. Pero esa gente tiene tentáculos en todas partes. Es mas facil desacreditar a alguien diciendo q está loco a demostrar q lo q dice tiene su base. Estas 2 personas siempre me parecieron admirabes. Tiene q ser muy duro mantener la mente lúcida en esas circunstancias, y encontrarte solo sin el apoyo y transparencia de los investigadores a los q pagamos con nuestros impuestos. MIS MÁS AFECTUOSOS SALUDOS A LOS DOS. DESEO Q LA VIDA LES DEPARE OTRAS ÉPOCAS MEJORES

Anónimo dijo...

Leía el otro día un artículo de hemeroteca en el que se decía que Fernando García trató que se aplazase el juicio hasta poder incorporar nuevas pruebas y análisis. Organizó en Alcásser una manifestación a la que acudieron escasos 1.500 asistentes. Era viernes 9 de mayo de 1997. Me ha dado mucha lástima comprobar el escaso apoyo que tuvo, sólo en Alcásser vivían casi 10.000 vecinos, aunque igual el viernes por la tarde tampoco era el momento más adecuado para organizar algo así allí ya que muchos pensarían que tenían cosas mucho más importantes que hacer.

N. Nozick dijo...

La gente tiene poca memoria y poca constancia. Ya habían pasado cuatro años y, además, seguro que los otros 8.500 habitantes del pueblo estarían en su casa ese viernes por la tarde haciendo cosas que consideraban mucho más importantes.

FAMILIA AZUL AZUL dijo...

Se podrían poner carteles nuevos por toda España, diciendo y pidiendo justicia como antes con la misma foto de las niñas para q sepan q para nosotros el caso no ha terminado, que se juzguen las malas practicas, q se juzgue el no querer analizar.....

Anónimo dijo...

¿El padre de Toñi también era jienense?, ¿el de Desiré era nacido en Alcasser?...

"Que a las 9,40 horas del día catorce de noviembre de 1.992, comparece en esta Casa-Cuartel el que por medio del D.N.I(?), acredita llamarse Fernando GARCÍA MEDIANO, nacido el día 14 de diciembre de 1.951 en Sevilla, casado, industrial, hijo de Fernando y María, vecino de Alcácer (Valencia) (...) Por medio de D.N.I.(?), acredita llamarse como queda expuesto, nacida el día 13 de febrero de 1.945, casada, ama de casa, hija de Silverio y Antonia, natural de Sabiote (Jaén) y vecina de Alcácer (Valencia)..."

De los seis al menos la mitad son personas nacidas fuera del pueblo de Alcasser y de la comunidad valenciana... Ciertas costumbres puede que les resultasen ajenas...

Anónimo dijo...

Una de las grandes incógnitas de este caso sigue siendo para mí la reacción de las familias ante los testimonios de los testigos del día de la desaparición. Ni una sola crítica, los dieron por buenos todos a pesar de ser manifiestamente contradictorios e inconsistentes y es algo que no logro comprender. ¿Por qué Fernando García no los desmontó?. ¿Por qué hasta que llega JIB al pueblo nadie había hablado con los de la discoteca, la gasolinera y el taller, el ambulatorio o el profesor que supuestamente examinaba de graduado escolar a uno de los testigos o con la novia de Silla del otro? Hubiese sido bastante sencillo desmontarlos y sin embargo todos ellos pasaron de puntillas por el tema de la desaparición de las tres chicas. Debía de existir una poderosa razón que explique esa confianza ciega de las familias en todos los testigos.



N. Nozick dijo...

Totalmente de acuerdo. Para mí es algo inexplicable. Lo que comentas, las omisiones de testimonios en el sumario, el encapuchado, la llamada de Miriam... El caso ya era de por sí suficientemente complicado para no conseguir siquiera un punto de partida consistente. Como dice JIB, ¿Qué pasó en Alcácer? Sí, en Alcácer, no en Picassent ni en Coolor. No sabemos ni eso.

Anónimo dijo...

Sólo es una curiosidad. Siempre se habla de la fiesta del Instituto de Picassent. Alguien sabe como se denominaba el Instituto de Picassente en aquella época? Sólo había uno? Y dónde estaba situado en el casco urbano del pueblo? Gracias

Anónimo dijo...

A veces en los lugares más pequeños e insospechados se guardan las historias y teje-manejes más truculentos, quizás por eso, porque no parecen sospechosos. Con esto no quiero menospreciar la vida y la mentalidad en los pueblos versus las ciudades,no me malinterpretéis peiro precisamente yo me he criado en un pueblo más o menos de grande como alcàsser y me puedo hacer una idea de esa no implicación y de las historias que se enconden detrás de familias,clanes, el gran tráfico de drogas que hay y la cantidad de personajillos infanes que guardan historias horrendas... si pasa algo, todos callan porque quizás de alguna manera directa e indirecta se pueden salpicar más o menos en un tipo de caso así y a parte, las envidias y rivalidades que hay en estos lugares son tremendos y más de alguno no querrá mojarse en charco ajeno, como diciendo: ahora que se apañen. Creo que la actitud de cepcionante de la que habla nozick responde a una especie de miedo+rivalidad+recelo+cerrazón

Anónimo dijo...

Con esto,hay una frase que reza y que es cruekmente cierta: "pueblo chico, infierno grande"

Anónimo dijo...

tantas mentiras se han dicho en el caso alcasser